Pequeños hábitos para que tu pareja nunca se vaya de tu lado.

Tenemos que cuidar la relación y protegerla del desgaste del día a día, y en consulta, es una de las primeras preguntas que les hago a las parejas para conocer cómo se las manejan para mantener su conexión sexual.

Tu relación de pareja tiene un gran peso en tu bienestar y en tu calma interior. Cuidarla te proporcionará equilibrio emocional, salud y una actitud vital y proactiva en tu propio día a día.

La buena noticia es que hay algunas pequeñas rutinas diarias que mejoran la conexión emocional con tu pareja:

Despídete con un beso

Abre una conversación picante de unos 20-30 minutos para relajaros. Esto implica activar el modo escucha, no buscar ni soluciones ni consejos y acompañar con gestos cariñosos.

 

Abre una conversación picante de unos 20-30 minutos para relajaros. Esto implica activar el modo escucha, no buscar ni soluciones ni consejos y acompañar con gestos cariñosos.

A la hora de comer manda un watsapp a tu pareja con un mensaje afectivo y/o íntimo (prohibido hablar SÓLO de lo que falta en la nevera o de quién va a buscar a los niños).

30 minutos de ejercicio juntos. Subir las endorfinas juntos siempre funciona.

Antes de dormir, caricias durante 3 minutos…y hasta 10; o lo que surja. Los abrazos son una fácil medicina anti-estrés para acabar el día.